domingo, 20 de julio de 2008

Indignación



La semana venía siendo tranquila, lo de siempre... trabajo, besos en diferido, bebe llorón con diente que no sale. Tranquila y normalita. Esperábamos el tan ansiado jueves para poder encontrarnos los tres en la misma franja horaria y con un poco de suerte encontrarnos un ratito nosotras dos. Para los que no lo saben mi Pato y yo trabajamos en el mismo lugar en distintos horarios, ella trabaja doce horas por la noche y yo 8 durante el día menos los sábados y domingos que nos tocan doce a cada una; sólo nos vemos los jueves y viernes que los tenemos libres, de modo que esperamos esas 48 horas como un nene espera a Papá Noel.


Esperábamos y el jueves llegó.


Todo salía de acuerdo a lo planeado fuimos a desayunar a la cafetería de siempre y después a hacer las compras, ella se rió un rato de mi por mi poca cultura en materia de pescado (soy inculta pero curiosa y quería comer pescado!!!) Todo venía de puta madre y nos esperaba un día de paz y tranquilidad haciendo fiaca hasta que llegara la hora de ir a visitar a Paty y Felix.

El menú del medio día estaba a cargo de mi Patito hermosa (ella cocina demasiado bien), me iba a preparar dorada con crema de no sé que y la verdad es que del horno salía un olorcito que daban ganas de afilar el cuchillo. Cuando el plato estaba a punto de salir del horno llego nuestro compañero de piso con un pedo como para quinientos, la encaro a ella y se le puso a hablar de no sé que carajo de la limpieza. Pero no contento con el tema se comenzó a quejar porque nuestro otro compañero de piso (Cesar) había estado con un "amigo" (de esos de una noche) y a él no le interesaba escucharlo cuando tenía relaciones. En este punto tengo que aclarar que Cesar es uno de los hombres más silenciosos que conozco a la hora de intimar, para todo el resto es un escandaloso pero cuando viene así de acompañado es como si no estuviera. No contento con esto y después de divagar un rato largo sobre el milagro de la vida y la suerte que tenemos las mujeres saltó con un discurso horrible sobre que al Coco le faltaba una imagen masculina y que esperaba que María estuviera a la altura, todo esto no sin antes pasarse media hora diciéndole lo mucho que yo le gustaba. Cuando soltó su discurso yo le grite que no estaba dispuesta a escuchar esas boludeces a lo que el me callo y yo por no armarla peor a delante del bebe me encerré en mi habitación mientras escuchaba como ella lo mandaba de vuelta con su madre (por decirlo de un modo fino) y yo lloraba de impotencia por no haberle roto la cara con el plato que no me estaba dejando comer.

Sé que nos vamos a chocar con payasos como este por todos lados, algunos peor intencionados que otros, y que no podemos ir por ahí pegándole a todos. Pero lo que más me molesto fue en la posición que nos puso, a mi me trato como a un cacho de carne sin capacidad par opinar o decidir y a mi mujer como si ella quisiera ocupar el lugar de un hombre. Y creo que no tengo que aclarar que no soy un churrasco y que en ningún momento buscamos que María ocupara un rol masculino, si quisiera un hombre buscaría uno. Pero quiero a una mujer, a mi mujer; esa rubia tetona que va a encargarse de que nuestro Coquito tenga hermanitos en un par de años. No entiendo como es que les resulta tan difícil entender que a una mujer le puedan gustar las mujeres y le resulte más fácil entender que a un hombre le guste otro hombre. Por qué demonios piensan que a nosotras nos pueden "curar" que lo que nos pasa es que no conocimos a ningún "hombre". Tan complicado es entender que hay mujeres a las que lo que más nos gusta de Brad Pit es la mujer que lo acompaña (personalmente no me gusta ni un poco pero como ejemplo vale).


En fin... tengo una indignación que no me entra en el cuerpo y como pueden imaginarse la situación de mierda nos arruino los unicos dos días en los que podemos estar juntos los tres, sobretodo porque María todavía esta enojada por no haberle roto la cara. Yo por mi parte me siento muy impotente, pero intento hacerle entender que hizo lo correcto, que lo puso en su lugar y punto.


Seguimos juntando plata y buscando casa, no sólo por el imbecil, también porque era lo que veniamos haciendo. Ya necesitamos nuestro lugar.




Quiero que llegue el jueves, quiero dormir con ella y que estemos bien los tres.

5 comentarios:

Ana de Alejandro dijo...

Puse una lista de blogs en mi blog y escribí una breve reseña del suyo, pasen a ver si les gusta! Besos y suerte!
atte.
Ana
http://dosmamis.blogspot.com/2008/07/la-lista_20.html

Mariana dijo...

Chicas, lo bien que hicieron en solo hablarle al tipo ese!
Imaginen que él se ampara solo en haber estado borracho por la zarta de boludeces que dijo y si alguna le ponia un dedo encima "pobre, se aprobecharon de que tenia un pedo que no podia ni caminar para vengarse de los hombres!"
Estas cosas hay que esquivarlas, porque si las enfrentas, es de nunca acabar.
Besos solidarios a los tres!

Abril dijo...

hola guapas¡¡¡
siento el disgusto..sabes que a veces te encontraras con gente así..pero ya en tu propia casa y en vuestro dia..seria horrible¡¡¡
bueno ya queda menos para el jueves...ummmm..me dariais la receta de la dorada..me encanta pero sólo sé hacerla al horno con cama..ummmmm..que hambre¡¡¡¡jajaj
besotes a los tres..y no os disgusteis mas¡¡¡
que tal con el destete?

Pato dijo...

Ana: Lei la reseña de tu blog, te confirmo que si somos argentinas y que vivimos hace tres años en españa, en barcelona. Gracias por agregarnos.
Mariana: El problema con pegarle a un borracho es que hay que pegarle dos veces (hay que volver a pegarle cuando esta sobrio, tienen esa mala costumbre de decir boludeces del estilo me pegaste cuando no pòdia defenderme) y ademas de prometer no pegarle mas a nadie tiene bastante poca onda romperle la cara a alguien y luego tener que llevarlo al hospital...en fin madurando que le dicen.
Abril: es complicado lo de compartir piso, por eso estamos a la busqueda de nuestro propio nidito sin imbasores imbeciles. Con lo de la receta de la dorada tenemos dos opciones o un mail donde mandartela o un post enorme ... me hare famosa pasando recetas????

Magui dijo...

Llegué tarde para el abrazo solidario, espero que estén mejor, mas tranquis y disfrutándose ...
con estos payasos no vale la pena ni hablar, mucho menos pegarles; se que es dificil pero...
les mando un abrazo triple y espero que disfruten mañana de su jueves.
besos