sábado, 5 de diciembre de 2009

El carácter del principe

Siempre me he preguntado como se comporta el enano cuando no lo vemos, cuando se va con su madrina, cuando esta en en jardín... me he ido sacando la duda por los comentarios que me han hecho de el mi mamá y la madrina, pero la verdad que el gran interrogante era como se comportaba en el jardín. Mi duda estaba alimentada por varios motivos, Conrado cambio bastante su carácter desde que empezó a ir al cole, ya no come con cubiertos, ahora guarda los juguetes, se le dio por pegar, saluda a todo el mundo, no todo lo que aprende es bueno, pero es parte de su crecimiento. La duda me carcomía, además hay dos cosas que me llaman poderosamente la atención cada vez que voy al jardín del enano, una es que es el más alto de su clase, su cabeza resalta sobre todas y otra es que hay dos nenas que se lo comen a besos cada vez que lo ven llegar.
Desde hace unos días Conrado esta raro, más llorón, más dependiente, como cuando era más chiquito que tenia que verme todo el tiempo y no quería quedarse ni un segundo solo. Coincidió con que llego del jardín todo golpeado y arañado así que decidimos hablar con la maestra. Resulta que nuestro hijo es lo que se llamaría en mi tierra un buenudo, más que bueno un pelotudo, a él le pega hasta el más enano (sobretodo el más enano que es un enano matón) Él es todo amor dulzura y bondad, pero esta ultima semana esta cansado el sólo quiere mimos y que le presten atención, parece que se canso de que lo tengan de punto y siempre le saquen los juguetes a la fuerza, pero esta un poco pachuchito con el desgaste de energía que significa tener carácter y plantarle cara a los enanos matones. Para colmo esta más alto y le están saliendo las ultimas muelas con lo que además anduvo con fiebre... no gana para disgustos el pobre!

3 comentarios:

NuriaBadilla dijo...

Ya me dio rabia!!!!

Cómo es posible!!!! Lo bueno es que es un chico bueno, lo malo es el enano ese

Ay Coco ya te mando ya a Nacho para que se unan y formen un comando de defensa de los niños bellos.

Y si los mandamos a karate?

Lucky dijo...

Esta bien Coco tienes que no dejarte pegar pero lo haces bien que tienes a dos niñas que te comen a besos, por lo que si aprendemos a que no nos pegue el pequeñajo ese vas a ser la envidia de todo el jardín, jeje.

Besitos Wapeton!!!

Ajá dijo...

que no se deje!

que use de una manera sabia sus dientitos de leche y comienze a dejar su huella en los brazos gandallas cual fuera una estrella de holliwood en esa calle donde dejan sus manos.

je je.


Saludos.