lunes, 4 de agosto de 2008

Que fue primero el Huevo o el Pato (no hay gallinas en esta familia)

Debo reconocer que en cuanto a juguetes se trata el coco es un tipo aplicado.

Lo que mas me preocupaba cuando le compramos el primero, fue que terminara siendo como mis sobrinos cuyo entretenimiento principal consistia en sentarse uno frente al otro y darse con las botellas de coca cola (con suerte la mayoria de las veces las habiamos logrado vaciar antes). Cuando pasaron a la etapa encastre, metian todo lo que se les cruzaba dentro de las latas vacias de la leche en polvo (eso inlcuia las medias del padre, el control remoto del equipo de musica, el movil de la madre y alguno de mis nametag).

En fin, sus juguetes, nuevos y hermosos, reposaban magnificamente en la cuna (que tampoco querian usar) debajo de capas y capas de ropa (que paso a acumularse no sabemos como).

Cuando nos toco el turno con la gorda de comprarle los juguetes a su sobrina yo opte por otra tecnica, la nena tenia solo 7 meses pero ese no fue impedimento para que la llevara a la jugueteria y la hiciera elegir el sonajero que queria.

Funciono, no lo dejaba y le habia encontrado otros usos mas.

Le daba de correctivos a su madre (a veces creo que Camila estaba intentando hacer con mi cuñada lo que mi suegra no habia logrado).

Ete aqui, que el coco todabia no tiene 7 meses y que yo no aguanto sin comprarle cosas. Y Euge tampoco (que no se haga la picara).

De hecho no era mas que un Guzarapo cuando compramos sus mas preciados objetos (bueno falta uno, pero se merece un post aparte y ese lo compre yo cuando no era mas que una burbuja en una eco).

A lo que iba era que el señorito supo elegir que queria.

Yo tengo un pato (es una cuestion de procreacion, es mi hijo, me lo regalo Euge para un aniversario) y luego de recuperarlo (se habia quedado en Argentina) todo maltrecho, hice berrinche porque no se lo queria dar (si, asi de mala) por lo que se solicitaba un remplazo y cuando el coco puso sus ojos sobre el pequeñin (ver foto) fue inevitable. Tenia a su victima.

Con el huevo es diferente.

Habia que comprarle un sonajero. Pero los que andan dando vueltas APESTAN! y yo (ya no era cuestion del coco) andaba deprimida por la vida.

Asi que un sabado por la mañana, llovia y Euge tenia mucho trabajo y con el coco decidimos salir a dar una vuelta, cerca del Hostel hay un local de musica (el secreto lo devela las letritas del huevo) y entramos a chusmear.

Lo encontramos.

Era colorido y pequeñito, y no hacia falta moverlo demaciado para que hiciera ruido.

El dependiente le mostro la variedad de colores, el gordo tenia los ojos como dos platos, pero enseguida se avalanzo sobre el verde.

Listo, solucionado.
El huevo del Percusionista (suena raro lo se) era del coco.


Hoy presentados en sociedad.

8 comentarios:

Aqua dijo...

Hola chicas, creo que los nenes al final de todo les divierten con las cosas mas sencillas de la vida, somos nosotra quienes nos complicamos a los niños les gusta mas la caja donde venia el juguete que el juguete en si, o el papel de regalo o un bote pequeño lleno de lentejas o frijoles que haga mucho ruido, o como decias tu las botellas vacias.
Besos
Aqua & Lotus

Euge dijo...

Aqua: puede ser, pero debemos reconocer que al Coquito le encantan sus juguetes, y mira mal a todo aquel que se atreva a tocarlos. Además las botellas las prefiere llenas, le gusta el agua pero de la botella de mamu en su biberon no la toma... en fin cosas de chicos

Aqua dijo...

Jajajajja, pues si cada niño es un mundo con todo lo que ello implica.
que crezcan sanos y felices es lo más.
Besos
Aqua

A. Daniela dijo...

Chicas me encantan sus relatos y las fotos de su lindo hijo, se ve tan feliz y regalon, las felicito por su hermosa familia.

Lenis y Laly. dijo...

Esta bien ke eliga el niño lo ke kiere y le gusta.besos

Bluebeard dijo...

Ja ja ja! Me encantó el post. Felicitaciones a las dos mamis. Conrado sabe lo que quiere. Agárrense! Besos para toda la familia.

Euge dijo...

a.daniela: si, se lo ve feliz al chancho! esta tremendo.

lenis y laly: es unico problema es que aveces quiere cosas que no son buenas para su edad como tenedores y otras cosas igual de peligrosas

Bluebeard: bienvenida!

Ana de Alejandro dijo...

Los míos son de esos salvajes que jugaban con botellas, latas y cajas de cartón dejando abandonados los juguetes... jajaja Pero bueno, con el tiempo aprendieron a no hacerme sentir mal y ya de perdida juegan con la caja que los contiene y un poquito con los juguetes de ellos también...
Por cierto, algo tarde les dejé mi comentario sobre Mami y Mamu en el otro post...
Besos!